18/10/2009

Guillermo A. Pérez Masedo. Pintura joven y nueva

imagen
       
       Hola a todos. El arte joven por capítulos. Capítulo 1: ¿Por qué es importante para un pintor pipiolo recibir un premio? Posibles respuestas: A) Porque supone un reconocimiento al oficio que ha elegido. Todos somos vanidosos y los artistas, todavía más; B) Porque un premio supone dinerito. Un artista que no recibe premios y que no vende está siempre en números rojos ya que lienzos, pinturas y pinceles son materiales muy caros y C) porque así su madre dejará de decirle "Ay, hijo, ¿por qué no haces unas oposiciones y dejas esto de los cuadros? ¿Qué va a ser de ti de mayor, ay?"
        Capítulo 2: Un consejo, sobre todo para los de fuera. Pásense por el museo Camón Aznar, que está a pocos metros del Pilar. Es un sitio muy especial, ni grande ni pequeño, tranquilo y muy vivo, que da sosiego y estimula a la vez. Imprescindible. Ahora (y hasta diciembre) se exponen las obras del Premio de Pintura Joven 2009. ¿Cómo ven el mundo los pintores jóvenes? Pues de colores. Bueno, no todos lo ven así, por ejemplo, Guillermo Pérez Masedo, un madrileño de 31 años.
        Capítulo 3: La tradición de las ruinas como tema pictórico. A los artistas del siglo XVIII les gustaba mucho pintar ruinas de monumentos porque demostraban la presencia indiscutible de las civilizaciones clásicas y a los del XIX, las ruinas también les gustaban, porque indicaban que todo es fugaz, que todo acaba muriendo. Pérez Masedo ha vuelto al paisaje de ruinas con un cuadro sabiamente titulado "Sin título" y que representa la muerte de una civilización, la nuestra, que ha sido de hormigón e hipoteca. Su cuadro nos muestra la estructura de unos bloques de apartamentos, cuya construcción probablemente ha sido abandonada definitivamente. Como si fueran un templo griego de la burbuja del ladrillo y del encofrado, los sitúa en una atmósfera brumosa de envolvente desolación. No le han dado el primer premio, no sé si por razones estéticas o porque se trata de una obra demasiado testimonial. Y es que el compromiso con la sociedad actual no está de moda ni en lo que se pinta ni en lo que se escribe. Pero él, que parece tan clásico en las formas, ha elegido ir contra corriente en el fondo. Un realista de vanguardia. Un pintor singular. Nos vemos.
       
       La imagen corresponde al cuadro "Sin título" (100x140 cm; técnica mixta sobre cartón pegado a tabla)de Guillermo Adolfo Pérez Masedo (Madrid,1978).
       
       *Este artículo se ha publicado en la sección MARCA AL AGUA de las páginas de opinión de Heraldo de Aragón. Si quieres añadir un comentario en este blog, tienes que enviarlo por email a jmheraldo@hotmail.com

jmheraldo@hotmail.comHeraldo de Aragón | Imprimir

Este artículo pertenece a la sección "Culturland"